Siria antes conflicto Damasco Mezquita

Fotorreportaje: un paseo por Siria antes del conflicto

Es necesario admirar el patrimonio cultural de Siria para entender su forma de vida antes de la guerra

Después de 9 años de guerra, Siria ya no es la misma. Tanto las ciudades como su población han sufrido daños irreparables y ver las ruinas en las que se han convertido ya nos es familiar. Parece difícil, después de tanto tiempo, pensar que donde ahora hay escombros y destrucción, antes había monumentos y patrimonio cultural llenos de vida y de luz. Por este motivo queremos admirar la belleza de Siria antes del conflicto.

Desde la A.A.P.S. nos gustaría acercar a todos la Siria antigua y, al mismo tiempo, revivir esos lugares que han sufrido los estragos de los atentados.

Damasco, capital de Siria

Panorámica de Damasco

Estamos en Damasco, la segunda ciudad más grande de Siria, la capital. Antes del conflicto, la vitalidad y el bullicio en las calles era común. Miles de turistas llegaban a la ciudad para contemplar los monumentos históricos y la belleza de la zona. Esta ciudad es una de las que tienen mayor herencia cultural del mundo según la UNESCO, por lo que su diversidad y el respeto a otras formas de vida y religiones era una realidad. 

Los mercados estaban siempre abarrotados de gente, como el zoco Al-Hamidiyah, el más grande de Siria situado dentro de la ciudad antigua amurallada. En la imagen lo observamos en todo su esplendor. La zona se ha convertido actualmente en un símbolo de la resistencia civil y de la fuerza ciudadana. Esto es porque tras tantos años de guerra sigue intacto y nunca se detiene. Los ciudadanos acuden a comprar y otros venden sus productos todos los días a pesar del conflicto que les azota. 

Zoco Al-Hamidiyah

Aunque no hay tanta gente como antes, sigue llenándose de compradores. Se vendía todo tipo de productos, desde juguetes para niños, ropa o perfumes, hasta comida, utensilios de cocina o souvenires. 

El techo de hierro, que se puede ver en la fotografía, crea unos efectos de luz que maravillan a todo aquel que acudía al lugar. En verano un toldo de tela lo protegía del calor para que la actividad no parara y los productos se conservaran de la misma manera que en invierno.

A su lado se encuentra la ciudadela, la zona más antigua de la ciudad. Fue declarada por la UNESCO Patrimonio de la Humanidad en 1979. En este lugar se sitúa la Mezquita de los Omeyas, la más importante de Damasco y el cuarto lugar más sagrado del islam. Su belleza es indiscutible.

Mezquita de los Omeyas
Mezquita de los Omeyas iluminada

Museo Nacional de Damasco

Para observar el patrimonio cultural, nos desplazamos al Museo Nacional de Damasco. En la imagen vemos la entrada principal. Allí se encuentran las piezas arqueológicas e históricas más importantes de Siria. Muchas de las obras patrimoniales se guardaron en este lugar cuando empezó el conflicto con la intención de protegerlas. Su visita era casi obligada si querías conocer el pasado del país y entender sus orígenes.

Es un lugar esencial si queremos saber cómo era Siria antes del conflicto

A orillas del río Barada está la mezquita Tekkiye, una maravilla visual. Su construcción data entre los años 710 y 715 d.C. y ha sido considerado en muchas ocasiones como uno de los mejores ejemplos del patrimonio arquitectónico de la época otomana. De las cerca de 700 mezquitas que hay en la ciudad, construidas en diferentes momentos históricos, esta está entre las más llamativas.

Mezquita Tekkiye

Crac de los caballeros, un castillo imprescindible

Panorámica de Crac de los Caballeros

Si vamos un poco más hacia el noreste nos topamos con el castillo Crac de los Caballeros, una fortaleza que data del siglo XIII y pertenecía a los cruzados. Reconocida también como Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, era el lugar de visita imprescindible si se quería conocer más el país y sus riquezas. En su interior se albergan frescos medievales y desde su posición se puede admirar todo el paisaje montañístico. Actualmente, por desgracia, sus murallas y su interior están sufriendo daños irreparables.

Palmira, ciudad yacimiento

Dirigiéndonos al norte del país, nos topamos con Palmira, elegida Patrimonio de la Humanidad en 1980. Es un yacimiento en ruinas de una antigua ciudad construida en el desierto sirio, al lado de la ciudad de Tadmir. Su fundación data del 5.000 a.C. Tenía una ubicación estratégica en la ruta de la seda, fue colonia romana, y hasta fue utilizada como establo por los nómadas del desierto. Sus peculiaridades atraían a muchos turistas al lugar y se convirtió en el sitio arqueológico más visitado del país. Como vemos, Siria antes del conflicto era muy solicitada por los amantes de la historia.

El color ocre de la arena envuelve toda la zona, como se observa en la fotografía, creando un paisaje peculiar e impresionante que no dejaba a nadie indiferente. Actualmente está en periodo de reconstrucción debido a las consecuencias del conflicto sirio.

Arco monumental de Palmira
Decumanus (avenida) de Palmira

La ciudad de Alepo, final del trayecto

Panorámica de Alepo

Ningún visitante puede finalizar su ruta sin haber pasado por Alepo, la ciudad más grande de Siria. Situada al norte del país y el centro económico de este, es considerada una de las ciudades más antiguas del mundo que han sido habitadas de manera permanente. Una de las razones de esto es porque era un punto clave en las rutas comerciales entre Occidente y Oriente. La ciudad está inscrita dentro de la lista de la UNESCO de los lugares Patrimonio de la Humanidad por su importancia en la cultura islámica.

El patrimonio cultural que posee no deja de sorprender y es necesario conocerlo para saber cómo era Siria antes de que empezara el conflicto

Como ya vemos en la fotografía, Alepo está repleta de monumentos históricos. Estos eran recorridos por los musulmanes y por los cristianos todos los días. Pasear por la ciudad era como viajar a través del tiempo y conocer los diferentes acontecimientos de los que Alepo fue partícipe y estuvo presente. Se trata de una ciudad con mucha historia cuyas calles vivas contaban anécdotas y sucesos.


Uno de los castillos más grandes y antiguos del mundo se encuentra aquí, en la ciudadela, la parte antigua de la ciudad. Muchos turistas la visitaban cada año. Es un monumento histórico, una fortaleza medieval islámica. Actualmente está algo dañada por el conflicto, pero sigue conservando la belleza que vemos en las fotografías.

Interior del Castillo, Sala del Rey
Ciudadela de Alepo

Aquí también está la Gran Mezquita de Alepo, la más importante y la más grande de la ciudad, construida por los omeyas en el siglo VIII. En su interior alberga los restos del profeta Zacarías, lo que la convertía en objeto de visitas por parte de los más creyentes. Siria contaba con este monumento antes del conflicto, y esta fotografía es un gran documento para saber cómo era.

Gran Mezquita de Alepo
Qal’at Ja’bar

Finalizando la visita, nadie se podía ir sin haber visto el Qal’at Ja’bar, un castillo rodeado de agua construido aproximadamente en el siglo XI. Podemos encontrar esta maravilla muy cerca de Alepo, en el lago Assad. Este lugar se llenaba de familias al ser fácilmente accesible, agradable a la vista y una construcción histórica. 

Todas las fotografías muestran una realidad que ahora es muy difícil de ver. El conflicto ha tapado y ha destrozado un patrimonio tan necesario para la memoria de los habitantes. Los monumentos nos hacen entender su historia, su pasado, y dan una visión de lo que es el país en el presente. Por este motivo es tan necesario hacer hincapié en estos edificios, conocerlos, pasearlos, adentrarse en ellos, con la esperanza de que en un futuro se puedan volver a admirar y a recorrer, el momento que todos estamos deseando.

Leave a Comment

Your email address will not be published.

El sitio web www.aaps.es utiliza cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita a sus páginas web. No se utilizarán las cookies para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Encontrará más información en nuestra Política de Cookies.

Ver Política de Cookies